Archivo de la etiqueta: turismo

El régimen condena a 5 economistas por decir la verdad sobre las finanzas españolas

FUENTE

El Gobierno “ha llamado al orden” a dos economistas españoles y “ha cogido la matrícula” de otros tres por airear las trampas de la contabilidad pública y negarse a vocear que España ha salido de la crisis. Se trata de Juan Laborda (Vozpópuli), Roberto Centeno (El Confidencial), José Carlos Díez (Cinco Días), Alejandro Inurrieta (Vozpópuli) y Juan Ramón Rallo (El Economista). En una España esquilmada y en quiebra –este lunes se supo que Renfe-Adif ha “enterrado” 435 millones de euros en un túnel inservible para el Ave Murcia-Almería y otros 288 millones en el trayecto Málaga-Sevilla sin que ningún responsable esté en la cárcel– la órden de Moncloa es tajante: hay que cantar y contar la recuperación económica de España pese a los 6 millones de parados y los dramas diarios de sus ciudadanos con el empleo, la vivienda y hasta la alimentación, incluída la infantil. La periodista Ana I. Martín ha recogido el guión que el Ejecutivo quiere imponer a todos los analistas económicos:el paro registró en marzo su sexto mes de caídas consecutivascreció el empleo en casi 84.000 afiliados; las exportaciones han crecido hasta los 230.000 millones de euros -sólo el Reino Unido ha experimentado una subida mayor-; la Semana Santa ha dado otro empujón al turismo, un sector que siempre es un seguro de vida”. Pero estos 5 economistas no se lo tragan y son los únicos que a juicio del gabinete alzan la voz de forma disonante al ver el vaso “medio vacío” y acusar a esta casta de dirigentes político-empresariales de “manipular los datos. “Son los irreductibles, los críticos entre los críticos, los “aguafiestas profesionales“, como hay quienes los llaman en La Moncloa. Aunque obviamente ellos prefieren llamarse a sí mismos “los no atados al pesebre“, dice la periodista.

Beaumont

El Gobierno coge la matrícula a cinco economistas que lo machacan. Se autodenominan “los no atados al pesebre” y traen de cabeza al Ejecutivo, que ha llamado al orden a dos de ellos recientemente por acusarle de falsear la contabilidad nacional afirma la periodista Ana I. Martín desde “El semanal digital”, un diario que dirige el antiguo diputado de Alianza Popular, Antonio Martín Beaumont, que es a su vez biógrafo de Dolores de Cospedal y pidió el premio Nobel de la paz para Juan Carlos. Gracias a su cercanía al régimen se ha enterado y publicado que ante una posible debacle del PP-PSOE en las elecciones del 25-M, hay que intentar acallar a los críticos y señalar estas 5 cabezas de turco: “Lo peor para el Ejecutivo es que no predican precisamente en el desierto, sino que escriben en diarios como Cinco Días y El Economista, van a programas de debate como los de La Sexta, opinan en la radio y además su puerta siempre está abierta cuando algún corresponsal extranjero quiere una visión experta sobre lo que pasa en España”, señala su redactora en el artículo.

Según esta información, “los de Rajoy están tan hartos de que este grupo de economistas extienda constantemente un manto de sospecha sobre los datos oficiales que en los últimos días el INE ha decidido dar un toque de atención a dos de ellos. En concreto, a Roberto Centeno y a Alejando Inurrieta. Al primero porque después de denunciar en su blog “las continuas mentiras de este Gobierno corrupto de incompetentes y embusteros” pidió una auditoría externa de la contabilidad nacional. Tras el apercibimiento escribió otro artículo en el que denunciaba que el INE, “un organismo modélico hasta la Transición”, había quedado reducido hoy a mero “portavoz de las cifras que el Gobierno oligárquico desea hacer llegar a los ciudadanos y a los mercados”.

montoro guindos

A Inurrieta, por su parte, el Gobierno lo ha señalado por un artículo titulado Desconfianza estadística creciente, en el que definía la recuperación económica como “una supuesta realidad que no existe más que en el imaginario electoral del Partido Popular” y acusaba a España de haber usado “trucos contables y estadísticos para cambiar la realidad económica“. Por ello le urgió a un desmentido: “Nos resulta del todo inaceptable cuestionar sin ningún fundamento, y basándose exclusivamente en infundios, la independencia, rigor y profesionalidad del INE y de sus más de 4.000 trabajadores”, le respondió el INE por escrito.

Los 6 artículos de estos 5 economistas que han despertado la ira del Gobierno son los siguientes: Los economistas, esos nuevos bufones, de Juan Laborda; Las rentas familiares, en caída libre y Respuesta al Instituto Nacional de Estadística de Roberto Centeno, Desconfianza estadística creciente de Alejandro Inurrieta, Las exportaciones no van bien de José Carlos Díez y No a Arias Cañete de Juan Ramón Rallo.

Laborda

Juan Laborda (Vozpópuli): Economista de la Universidad Carlos III. Su blog se titula “Desde la heterodoxia” y él se define así: “La actual crisis económica ausculta algo trascendental que no se debate en los medios. Se trata del vacío intelectual y del escaso soporte empírico de muchas teorías macro y micro que se imparten en las universidades y se engullen como dogmas de fe. Tras ser economista y estratega jefe de varias entidades financieras, alguien ha tenido la ocurrencia de ponerme un blog; con él aspiro a irrumpir en los cafés, las facultades y las porfías entre enemigos reconciliables para evidenciar las carencias de las teorías dominantes”.

El artículo que lo lleva a la hoguera: Los economistas, esos nuevos bufones

Todos los artículos de Juan Laborda

Centeno

Roberto Centeno (El Confidencial): Seguidor del pensador Antonio García Trevijano. Su blog “El disparate económico” es ya un clásico de los lunes y él se define así: “Desde la Salamanca de mi niñez, siempre quise ser ingeniero. Después trabajaría toda mi vida en el mundo de los hidrocarburos. En ENAGAS como Director General, en CAMPSA como Consejero-Delegado, y a la desaparición del Monopolio asociado con Massimo Moratti, Presidente del Inter., y propietario de la mayor refinería del Mediterráneo. A la enseñanza llegué de la mano de Ramón Tamames, y gracias a su inestimable ayuda, obtuve la Cátedra de Economía de Escuela de Minas”.

Los artículos de la discordia: “Las rentas familiares, en caída libre”

Respuesta al Instituto Nacional de Estadística

Todos los artículos de Roberto Centeno

Díez

José Carlos Díez (Cinco Días). En su blog “El economista observador” se define así: “es profesor de economía de Icade y autor del libro “Hay Vida Después de la Crisis”, un best seller en el que explica la crisis financiera internacional, la Gran Recesión, la crisis del Euro y la crisis española. Siempre ha combinado su faceta académica, empresarial y de divulgación en medios de comunicación, nacionales e internacionales. Este blog comenzó en 2008 y se ha convertido en un referente y lidera el ranking de visitas en redes sociales sobre economía”.

El polémico artículo “Las exportaciones no van bien”

Todos los artículos de José Carlos Díez

Rallo

Juan Ramón Rallo (El Economista): Se define así: “doctor en Economía, habiendo concluido la licenciatura con Premio Extraordinario de fin de carrera y licenciado en Derecho con Premio Extraordinario de fin de carrera por la Universidad de Valencia, así como master en economía de la Escuela Austriaca por la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid. Actualmente es profesor en el centro de estudios OMMA, en el centro de estudios ISEAD y en la Universidad Católica de Ávila. Ha recibido el ‘Premio Julián Marías’ 2011 a la trayectoria científica en el ámbito de las ciencias sociales para menores de 40 años. Asimismo es analista económico de esRadio y director del Instituto Juan de Mariana. También es coautor del estudio sobre el coste de las energías renovables en “España Study of the effects on employment of public aid to renewable energy sources” y de los libros “Una crisis y cinco errores”, galardonado con el Premio Libre Empresa de la Fundación Rafael del Pino, “Crónicas de la Gran Recesión (2007-2009)”, “El liberalismo no es pecado”, “Los errores de la vieja Economía”, “Un modelo realmente liberal”, “Una alternativa liberal para salir de la crisis”, “Crónicas de la Gran Recesión (2010-2013)” y “Una revolución liberal para España”.

El artículo de la discordia: “No a Arias Cañete”

Página personal de Juan Ramón Rallo con todos sus artículos

Inurrieta

Alejandro Inurrieta (Vozpópuli): Fue expulsado del PSOE. Se define así: “Mi paso por la Universidad, donde me desencanté de la docencia, por la empresa financiera, donde vi las carencias del sistema y finalmente el paso por la política nacional, Ministerio de Economía como asesor, y la local, concejal en Madrid, me han hecho abrazar y admirar el concepto de economista ciudadano”, con el que titula su blog.

El artículo “Desconfianza estadística creciente”

Todos los artículos de Alejandro Inurrieta

Anuncios

La policía registra la Consejería de Turismo por el ‘caso Gürtel’

FUENTE

Agentes de policía están registrando este jueves, desde las nueve de la mañana, la Agencia Valenciana de Turismo, el organismo público de la Generalitat dependiente de la Consejería de Turismo a la que pertenecían (y algunos siguen perteneciendo) buena parte de los imputados en la causa de financiación ilegal del PP que se instruye en el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana, vinculada al caso Gürtel. Están imputados, en concreto, en la pieza separada de la causa que investiga la adjudicación durante cinco años seguidos de la organización del pabellón valenciano en la feria Fitur a Orange Market, la empresa de la trama que dirigía Álvaro Pérez, El Bigotes.

En esa pieza están imputados, entre otros, la exconsejera, expresidenta de las Cortes valencianas y aún diputada autonómica, Milagrosa Martínez, la también exconsejera y diputada Angélica Such y el exvicepresidente de la Generalitat Vicente Rambla.

El magistrado instructor de la causa, José Ceres, está tomando declaración estas semanas tanto a esos altos cargos como a numerosos técnicos, bien bajo la condición de imputados bien en la de testigos.

Y continúa reclamando numerosa documentación tanto a Turismo como a otras consejerías (Infraestructuras y Territorio) y también a Presidencia de la Generalitat. Las fuentes consultadas aseguran que están analizando un ordenador para encontrar determinados archivos informáticos.

El caso Gürtel salió a la luz hace tres años precisamente con el registro ordenado por el entonces juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón a la Agencia Valenciana de Turismo. Desde que estalló el caso, en febrero de 2009, toda una generación de políticos populares valencianos han desaparecido de la primera línea, incluido el expresidente de la Generalitat Francisco Camps, que también conserva su acta de diputado regional

BANCO DE VALENCIA

EL FRACASO DEL BANCO DE VALENCIA

Fuente: Las Provincias

Fue en la etapa de Eduardo Zaplana -que parece tan lejana pero está muy presente- cuando se acuñaron los términos de «la tierra de las oportunidades» para referirse a la Comunitat Valenciana como un lugar de negocio fácil y de enriquecimiento seguro, y posteriormente el de «el poder valenciano» para alardear de una supuesta influencia en Madrid que posteriormente se trasladaría a la región. Se iniciaba así una época dominada por la grandilocuencia, por el mensaje populista, el de somos los mejores, los números uno en crecimiento, en turismo, en grandes eventos, en campos de golf (la mayoría se quedaron en proyectos), en parques de atracciones, en ciudades de la luz, de las ciencias, de las lenguas… El discurso fue pasando de mano en mano y llegó al culmen cuando Francisco Camps dijo aquello de que seríamos los primeros en salir de la crisis... Hasta en eso íbamos a liderar, qué felicidad. Ahora lo cierto es que seguimos liderando, en número de parados o en deuda de la Generalitat, por no hablar del porcentaje de fracaso escolar o del incremento del número de casos de sífilis. Es verdad, sí, seguimos estando en cabeza.

Qué pena, podíamos haber construido un valencianismo distinto, pero preferimos gastar el tiempo en lo que mejor sabemos hacer, fuegos de artificio, luz y sonido espectacular durante unos minutos pero que al cabo de unos segundos se desvanece sin dejar huella. Sólo humo. Nos perseguía la maldición del ‘meninfotisme’, del me da todo igual, pero quisimos superar nuestro histórico handicap a golpe de talonario, o, mejor dicho, de crédito, cuando no teníamos posibilidad de devolverlo. Una vez más, el fútbol ejemplifica lo ocurrido: mientras el Valencia CF trabajó modestamente, se equiparó y hasta superó al Madrid y al Barça; cuando intentó competir en los despachos, en los presupuestos y en proyectos megalomaníacos, se arruinó.
Lo del enemigo exterior ya no nos vale. El peligro catalán se desvanece. Ni a Mas, ni a Eliseu, ni a Carod-Rovira les podemos echar las culpas del Banco de Valencia, de la CAM, de Bancaja, ni tampoco las de Gürtel, Brugal o la depuradora de Pinedo. Deberíamos hacérnoslo mirar, deberíamos tener la suficiente capacidad de autocrítica para poder empezar de cero y no volver a cometer en un futuro los mismos errores. El fracaso del Banco de Valencia es, desde luego, el de sus gestores y el de los políticos que los nombraron, un fracaso perpetrado en los últimos veinte años. Pero lo es también de la sociedad valenciana, de una sociedad civil desestructurada y de una burguesía valenciana que ahora llora lo que no supo defender.

Medios: Estrategias de Manipulación

por ermenda

10 Estrategias de Manipulación” a través de los medios:

1. La estrategia de la distracción
El elemento primordial del control social es la estrategia de la distracción (FUTBOL Y TOROS en español castizo) que consiste en desviar la atención del público de los problemas importantes (paro, modelo productivo basado en la construción y el turismo, tasa trabajo temporal, calidad del empleo, paro juvenil, especulación inmobiliaria, fraude fiscal, corrupción, políticos corruptos, bipartidismo, desahucios,dación en pago, sueldo inembargabledisminución poder adquisitivo, aumento de la inflación, incremento del precio de la energia, aumento de impuestos, indirectos, subida del IVA, copago, privatización sanidad y la educación, impuestos a la banca, transparencia, facilitar el credito a las familias  apoyo a autonomos  y pymes, subidas de impuestos, privatizaciones, privatización de empresas rentables, malversación de fondos públicos, salarios, precariedad laboral, reforma laboral, recortes en sanidad, recortes en educación, corrupción de politicos, gastos desmesurados en campañas electorales, pensiones, ayudas a la banca) y de los cambios decididos por las elites políticas y económicas, mediante la técnica del diluvio o inundación de continuas distracciones y de informaciones insignificantes. La estrategia de la distracción es igualmente indispensable para impedir al público interesarse por los conocimientos esenciales, en el área de la ciencia, la economía, la psicología, la neurobiología y la cibernética. “Mantener la Atención del público distraída, lejos de los verdaderos problemas sociales, cautivada por temas sin importancia real. Mantener al público ocupado, ocupado, ocupado, sin ningún tiempo para pensar; de vuelta a granja como los otros animales (cita del texto ‘Armas silenciosas para guerras tranquilas)”.

2. Crear problemas y después ofrecer soluciones
Este método también es llamado “problema-reacción-solución”. Se crea un problema, una “situación” prevista para causar cierta reacción en el público, a fin de que éste sea el mandante de las medidas que se desea hacer aceptar. Por ejemplo: dejar que se desenvuelva o se intensifique la violencia urbana, u organizar atentados sangrientos, a fin de que el público sea el demandante de leyes de seguridad y políticas en perjuicio de la libertad. O también: crear una crisis económica para hacer aceptar como un mal necesario el retroceso de los derechos sociales y el desmantelamiento de los servicios públicos.

3. La estrategia de la gradualidad
Para hacer que se acepte una medida inaceptable, basta aplicarla gradualmente, a cuentagotas, por años consecutivos. Es de esa manera que condiciones socioeconómicas radicalmente nuevas (neoliberalismo) fueron impuestas durante las décadas de 1980 y 1990: Estado mínimo, privatizaciones, precariedad, flexibilidad, desempleo en masa, salarios que ya no aseguran ingresos decentes, tantos cambios que hubieran provocado una revolución si hubiesen sido aplicadas de una sola vez.

4. La estrategia de diferir
Otra manera de hacer aceptar una decisión impopular es la de presentarla como “dolorosa y necesaria”, obteniendo la aceptación pública, en el momento, para una aplicación futura. Es más fácil aceptar un sacrificio futuro que un sacrificio inmediato. Primero, porque el esfuerzo no es empleado inmediatamente. Luego, porque el público, la masa, tiene siempre la tendencia a esperar ingenuamente que “todo irá mejorar mañana” y que el sacrificio exigido podrá ser evitado. Esto da más tiempo al público para acostumbrarse a la idea del cambio y de aceptarla con resignación cuando llegue el momento.

5. Dirigirse al público como criaturas de poca edad
La mayoría de la publicidad dirigida al gran público utiliza discurso, argumentos, personajes y entonación particularmente infantiles, muchas veces próximos a la debilidad, como si el espectador fuese una criatura de poca edad o un deficiente mental. Cuanto más se intente buscar engañar al espectador, más se tiende a adoptar un tono infantilizante. Por qué? “Si uno se dirige a una persona como si ella tuviese la edad de 12 años o menos, entonces, en razón de la sugestionabilidad, ella tenderá, con cierta probabilidad, a una respuesta o reacción también desprovista de un sentido crítico como la de una persona de 12 años o menos de edad (ver “Armas silenciosas para guerras tranquilas”)”.

6. Utilizar el aspecto emocional mucho más que la reflexión
Hacer uso del aspecto emocional es una técnica clásica para causar un corto circuito en el análisis racional, y finalmente al sentido critico de los individuos. Por otra parte, la utilización del registro emocional permite abrir la puerta de acceso al inconsciente para implantar o injertar ideas, deseos, miedos y temores, compulsiones, o inducir comportamientos…

7. Mantener al público en la ignorancia y la mediocridad
Hacer que el público sea incapaz de comprender las tecnologías y los métodos utilizados para su control y su esclavitud. “La calidad de la educación dada a las clases sociales inferiores debe ser la más pobre y mediocre posible, de forma que la distancia de la ignorancia que planea entre las clases inferiores y las clases sociales superiores sea y permanezca imposibles de alcanzar para las clases inferiores (ver ‘Armas silenciosas para guerras tranquilas)”.

8. Estimular al público a ser complaciente con la mediocridad
Promover al público a creer que es moda el hecho de ser estúpido, vulgar e inculto…

9. Reforzar la autoculpabilidad
Hacer creer al individuo que es solamente él el culpable por su propia desgracia, por causa de la insuficiencia de su inteligencia, de sus capacidades, o de sus esfuerzos. Así, en lugar de rebelarse contra el sistema económico, el individuo se autodesvalida y se culpa, lo que genera un estado depresivo, uno de cuyos efectos es la inhibición de su acción. Y, sin acción, no hay revolución!

10. Conocer a los individuos mejor de lo que ellos mismos se conocen
En el transcurso de los últimos 50 años, los avances acelerados de la ciencia han generado una creciente brecha entre los conocimientos del público y aquellos poseídas y utilizados por las elites dominantes. Gracias a la biología, la neurobiología y la psicología aplicada, el “sistema” ha disfrutado de un conocimiento avanzado del ser humano, tanto de forma física como psicológicamente. El sistema ha conseguido conocer mejor al individuo común de lo que él se conoce a sí mismo. Esto significa que, en la mayoría de los casos, el sistema ejerce un control mayor y un gran poder sobre los individuos, mayor que el de los individuos sobre sí mismos.