Informe atribuye a causas naturales los seismos cuasados por los trabajos de explotación de hidrocarburos.

FUENTE

El informe llega justo un día previo a la manifestación de los vecinos de Torreperogil ante el Ministerio de Fomento. Dos fallas de no gran tamaño “son las causantes” de las series sísmicas en la comarca jiennense de La Loma, según el estudio oficial que ha coordinado el Instituto Geográfico Nacional (IGN), en el que se descarta que puedan estar inducidas por la mano del hombre. Precisamente este origen natural y el nivel actual de conocimientos en la materia hace que no se pueda saber si pueden producirse o no nuevos terremotos o su posible alcance.

Así lo ha indicado en rueda de prensa Emilio Carreño, director de la Red Sísmica Nacional, integrada en el IGN, y que se ha encargado de coordinar los trabajos de los distintos grupos que han participado en el estudio y que en España son “punteros”, desde el CSIC al Instituto Geológico Minero de España, el Colegio Oficial de Geólogos, la Comisión Española de Geodesia y Geofísica y las universidades de Jaén, Granada y Navarra.

Su objetivo ha sido “intentar responder a las preguntas que los ciudadanos” de la zona, sobre todo de las localidades más afectadas, Torreperogil y Sabiote, se han hecho desde que comenzó este fenómeno hace algo más de un año. En este sentido, ha dejado claro que no se puede dar una “respuesta segura al cien por cien”, ya que se necesita tiempo, punto en el que ha puesto como ejemplo que en Murcia, una de la zonas con más actividad, se lleva investigando “siglos”, mientras que en la comarca jiennense se ha empezado a tener datos a partir de esta serie.

Con estas premisas, Carreño ha hablado de conclusiones “que pueden parecer muy sencillas”, pero de las que ya están “completamente seguros”. La primera y “más importante” es que “no son de origen antrópico”, de modo que no existe “sismicidad inducida por el hombre”, como podría ser derivada por la técnica del ‘fracking’.

Su origen es “tectónico” y, además, la “inmensa mayoría” de los grupos de expertos no está de acuerdo “con que tenga su causa en la hidrosismicidad”. Sólo el de la Universidad de Navarra “sigue apuntando la posibilidad de que hay que tener en cuenta” esta teoría que incide en la influencia del agua, por ejemplo subterránea o por su comportamiento en embalses, como sería el cercano del Giribaile.

Dos fallas que hasta ahora se desconocían

Focalizando en las dos poblaciones, se ha comprobado mediante distintas técnicas que “existen al menos dos estructuras o dos fallas que hasta ahora se desconocían”. Están separadas “aproximadamente entre uno y dos kilómetros entre ellas y a una profundidad que puede estar en torno a cuatro kilómetros”. “Son las causantes y el origen de estos terremotos”, ha apostillado el director de la Red Sísmica Nacional, quien ha destacado que esta serie es de la que “más datos se tiene” en “toda la historia” del país.

Así las cosas y con los conocimientos actuales en geofísica, no se puede asegurar, en tanto se debe a la acción de la naturaleza, “si puede haber o no más terremotos” y hasta dónde podrían llegar. “Habría que conocer exactamente qué longitud tiene esa falla o qué parte se va a mover. No podemos asegurar absolutamente nada. Sólo nos podemos basar en lo que se ha podido estudiar y en lo que aparentemente se ha visto hasta ahora, no hay grandes estructuras, de gran tamaño, ni parece que estas fallas sean muy grandes de longitud, con lo cual nos lleva a pensar que tampoco puedan producir terremotos grandes”, ha comentado.

El informe “ayudará a tranquilizar a los vecinos”

Al hilo, ha anunciado que el próximo miércoles se trasladarán a Torreperogil y Sabiote para explicar directamente y de la forma más sencilla y comprensible posible el resultado de esta investigación que, en todo caso, no será la última, ya que los grupos más implicados en Geología como la el de la Universidad de Jaén “van a seguir” y desde el IGN también estarán vigilantes. De hecho, mantiene una estación de medición en la primera localidad y la UGR tiene otra en Sabiote.

Por su parte, los alcaldes de ambos municipios, Josefa Caballero y Luis Miguel López, se han mostrado satisfechos de poder contar con un informe oficial que, en su opinión, ayudará a tranquilizar a los vecinos ante un fenómeno que ha causado mucha incertidumbre, al igual que el propio desplazamiento de expertos para abordarlo con los ciudadanos.

Para pedir rapidez en sus conclusiones, el Ayuntamiento de Torreperogil había convocado para este viernes una concentración ante el Ministerio de Fomento, en Madrid, cuyo mantenimiento o no se decidirá esta tarde en una reunión de urgencia de la Corporación, según ha apuntado Caballero.

López, de su lado, ha dicho quedarse con el “compromiso por parte de todos” de continuar estudiando este fenómeno en el que se han contabilizado más de 2.200 seísmos. El regidor sabioteño ha recordado que en ambos municipios se pusieron en marcha planes de emergencia locales “para ir sensibilizando a la población” e “ir mentalizando en el día a día” de “la existencia de fallas, aunque son pequeñas”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s